NUEVAMENTE CON ALATRISTE EL 28 DE ABRIL

Ante las peticiones que me han ido llegando al particular, he decidido volver a recorrer el Madrid de Alatriste el próximo Sábado 28 de Abril. El punto de encuentro será la escultura de Felipe IV en el Palacio de Oriente. L@s que estéis interesad@s id escribiéndome un mail a artealinstante@hotmail.es, y voy haciendo una lista, con el fin de organizarme.

¡ Gracias a tod@s, nos vemos pronto!

de artealinstante. Curiosidades, biografías, exposiciones, arte a golpe de clic Publicado en Uncategorized

LIVING IN LONDON. UN PEDACITO DE LONDRES EN MADRID

 

 

Hoy os quiero hablar de uno de los lugares en que más me gusta compartir merienda con amig@s y familiares. Se trata del Salón de Té  Living in London, que actualmete tiene dos sedes en Madrid: una en la Calle Príncipe de Vergara 34, y la otra, la original en Santa Engracia 4.

Lo primero que me encanta percibir cuando llego es el aire “british” que tienen los objetos que puedes encontrar en su tienda,: desde vajillas y teteras pobladas de flores, (me imagino a Beatrix Potter, autora de Peter Rabbit en su casita de la campiña inglesa degustando té en ellas). Pero también hallas productos e belleza, ambientadores de aromas frutales,galletas inglesas en las típicas cajas de hojalata profusamente decoradas, objetos decorativos para el hogar, ingredientes para hacer pasteles o cakes…

En cuanto a los Salones de té de ambos locales son 100% británicos, con ese toque elegante y victoriano que tanto me gusta, típico de series como Arriba y Abajo, o la más reciente Downton Abbey…¡te sientes transportada a esas maravillosas épocas! A ello también contribuye la decoración, las paredes empapeladas de flores, las mesitas pequeñas, en el de Santa Engracia la curiosa decoración de delantales y cofias en sus paredes…aire retro total, y como colofón, aparte de la música de fondo, siempre maravillosa, las especialidades inglesas que preparan artesanalmente, como los típicos scones con clotted cream…en el de Santa Engracia se puede además degustar parte de esa gastronomía que trajeron de su epoca colonial de la India, como el chutney, o el pollo tikka massala…

Peter Rabbit, de Beatrix Potter

Parte de sus beneficios se van a la Fundación AGH, que ayuda a la escolarización de niños en Tanzania, y la creación de Hospitales necesarios. La iniciativa, entre otras personas, la tuvo Ana Gamazo de Abelló.

Os recomiendo vivamente que. si tenéis oportunidad los visitéis. ¡Ah! recomendable su tarta de zanahoria, ¡¡¡mmm!!!

de artealinstante. Curiosidades, biografías, exposiciones, arte a golpe de clic Publicado en Uncategorized

RECORRIENDO EL MADRID DE ALATRISTE EL SÁBADO 24

El pasado Sábado nos dedicamos a recorrer las huellas del famoso Diego Alatriste y Tenorio, una de las obras maestras de Arturo Pérez Reverte , en la Villa que entonces desempeñaba las funciones de capital del mundo, y en la que le tocó malvivir, vendiéndose como soldado de fortuna de los caballeros que requerían sus servicios.

Iglesia de San Felipe el Real, en la Calle Mayor

En aquella bulliciosa, y, en ocasiones siniestra ciudad todo tipo de conspiraciones tenían lugar, no sólo en el ámbito político y social, también en el literario; no en vano se estaba viviendo el Siglo de Oro de nuestra literatura; y el mayor número de ingenios del pensamiento convivían en un radio de cuatro manzanas.

Calderón de la Barca, de los preferidos por Felipe IV

Rememoramos la Iglesia del Buen Suceso en la Puerta del Sol de Madrid, al lado de la fuente del mismo nombre, obra del italiano Ludovico Turquí, y, unos metros más allá el primitivo emplazamiento de la Parroquia de San Felipe el Real, mentidero de la villa, donde se reunía todo tipo de gente a curiosear y divagar acerca de todo tipo de chismes que acaecían en la Corte y aledaños; allí era contratado el capitán para llevar a cabo sus “trabajillos”

Fuente del Buen Suceso, también conocida por la Mariblanca, de Ludovico Turquí.

Enfrente se erigía el Palacio de los Condes de Oñate, en el que vivía el Conde de Villamediana, mandado matar en circunstancias extrañas por el rey Felipe IV por el amor que le profesaba a su esposa, Doña Isabel de Borbón. Dicen que la gota que colmó el vaso de la paciencia real fué una justa celebrada en la Plaza Mayor, a la que el Conde acudió ataviado con una monedas en la armadura, con una leyenda que rezaba “son mis amores reales”. La reina alabó al conde ante el rey, comentando lo bien que picaba, a lo que el rey contestó:” pica, pero pica muy alto”

Se popularizó aquello de:

Mentidero de Madrid

decidme: ¿Quien mato al Conde?

ni se sabe ni se esconde

sin discurso discurrid

dicen que lo mató el Cid

por ser el Conde lozano

¡disparate chabacano!

pues de todos es sabido

que el matador fué Bellido

y el impulso soberano

Palacio de los Condes de Oñate, a cuya puerta se perpetró el crimen del Conde de Villamediana

Haciendo clara referencia a quién había tenido la autoría del crimen.

La Calle Mayor, epicentro de la vida pública, a la que se iba a ver, y también a ser visto. En ella contempló Iñigo, fiel servidor del capitán, a Angélica de Alquezar, que sería su gran amor. La Plaza Mayor, la más popular de Europa, reconstruida por don Juan Gómez de Mora, la Plaza de la Villa, sede de antiguos concejos, y el Convento de Carboneras, al lado del pasadizo del panecillo y la calle de la Pasa, donde premiaban a los indigentes que asistían a la Santa Misa oyéndola por completo con un panecillo y una bolsita de pasas.

Pasadizo del panecillo.

Iglesia de las Carboneras, en la Plaza del Conde de Miranda

Tras estas lecciones nos refugiamos en la Taberna de Alatriste, donde almorzamos de maravilla, y tras el buen yantar un paseíto hasta la Plaza de Ramales, donde estaba la Iglesia de San Juan, donde fué enterrado Velázquez, y el famoso caballo de Felipe IV, ya en la Plaza de Oriente, obra de Pietro Tacca, donde intervino hasta Galileo Galilei, y que coronaba el antiguo Alcázar, incendiado posteriormente. El caballo fué bajado de su emplazamiento original por Don Juan de Austria; de ese hecho se derivó una poesía satírica que apareció pegada en forma de pasquín en los muros del Alcázar y de la casa de la Panadería, de la Plaza Mayor:

Pan y carne a quince y once

como fué el año pasado,

Con que nada se ha baxado

Sino el Caballo de bronce

¿A qué vino el señor Don Juan?

A bajar el caballo y subir el pan”

Caballo de bronce, de Pietro Tacca

Como clara alusión a la desilusión causada por Don Juan, de quien suponían iba a bajar los precios.

Nos despedimos a las cinco y media, quedando, eso sí, emplazados a compartir nuestra siguiente actividad cultural: disfrutar de los Ballets Rusos de Diaghilev en CaixaFórum tras Semana Santa. ¡Disfrutad de unas merecidas vacaciones!

LA ORDEN DEL TOISÓN DE ORO Y SUS CABALLEROS(1430-2010)

La tarde del 9 de marzo realicé una visita a la Exposición de la orden del Toisón de Oro que exhibía la Fundación Carlos de Amberes. Parece que vuelven a cobrar fuerza las historias relacionadas con mágicos rituales e ideales caballerescos, pese a la pérdida de valores de que adolece actualmente nuestra sociedad.

Nacida al abrigo de la Corte borgoñona de Felipe el Bueno, respondió a la necesidad que vio el duque de dotar a los caballeros de su corte de ideales nobles. Así, durante las fiestas de su matrimonio con Isabel de Portugal fue creada la Orden del Toisón de Oro. Se libraba así, pues, del sometimiento al que estaría sometido a Enrique VI de Inglaterra, caso de haber aceptado la orden de la Jarretera a él otorgada.

 

El origen de la citada orden habría que buscarlo en la leyenda de Jasón y los Argonautas, enviados a la Isla de Cólquide para recuperar la piel del vellocino alado Crisómallo del dominio del dragón temible que la custodiaba. Gracias a los Talismanes de Medea, hija del Rey de la Cólquida, Eetes, Jasón y sus compañeros se hicieron con la mágica piel.

Buscaron, asimismo un origen cristiano a la piel del vellocino; Gedeón fue vaticinado en el Antiguo Testamento por la piel del cordero de que iba a lograr la victoria contra los madianitas. Dos noches no la creyó, y dos noches la piel acertó. Así pues se encontraba un origen cristiano, ya que Jasón era reprobado por haber sido infiel a sus promesas de matrimonio a Medea; al casarse finalmente con Creusa, hija de Creonte.

Los Capítulos de la orden duraban varios días, celebrándose durante ellos Misas por San Andrés, Patrono de la Orden, a las que iban con ropa talar carmesí, más profusamente decorada a partir del reinado de Carlos el Temerario; ropa talar negra, en las Misas de Réquiem por los difuntos de la Orden, y ropajes de damasco blancos durante las Misas en honor a la Virgen. Se celebraron en un templete de la Cartuja de Champmoll en Dijón, donde está enterrado Felipe.

 

El collar consta de eslabones de entrelazo, llamaradas rojas, en recuerdo de las llamas del dragón, y piedras azules, las preferidas de don Felipe. En principio sólo se otorgaban a católicos, y a hombres. El primer protestante en poseerla fue el Duque de Wellington, y posteriormente se fue otorgando a miembros de otras religiones, e incluso a mujeres.

 

El último en tener el honor de haberla recibido ha sido el presidente de la República francesa, Nicolás Sarkozy.

 

 

Pasamos un rato delicioso, contemplando entre otras cosas la gallardía de don Juan de Austria, retratado por Sánchez Coello, la hondura psicológica del retrato de Felipe IV de Sofonisba Anguisola, o los múltiples collares de la Orden que adornaban las vitrinas.

Quedamos emplazados ese mismo día para la próxima visita: un recorrido por el Madrid de la época de Alatriste. ¡Espadas preparadas!

UNA TARDE DIFERENTE EN EL MUSEO DEL PRADO

El pasado 2 de marzo, viernes, había quedado yo con mis alumn@s en el Museo del Prado para visitar la Exposición del Hermitage. Pensaba que haciendo la cola de las seis de la tarde podríamos disfrutar de ella gratis, así que me fui con tiempo, para estar a eso de las cinco y diez en la misma.

Por el camino tuve la oportunidad de pasar por delante del Jardín Botánico, y percibir los olores que despiden las plantas que están comenzando a abrir sus brotes a la primavera que se acerca, y de sentirme un poco “forastera” en mi propia ciudad, cosa que de vez en cuando me parece una delicia.

En la cola hice amistad con dos argentinos y dos canadienses, y sentí la internacionalidad de nuestra Pinacoteca, que sigue despertando la fascinación suficiente para que personas de otros continentes se animen a venir a visitarla; me sentí orgullosa de ello, como si el Prado fuera un poco “mío”.

Llego mi estupendo grupo, y, nada más entrar en el Museo, entrada ya en mano sufrimos una decepción inicial: la entrada gratuita servía exclusivamente para la colección permanente, no para la exposición del Hermitage.

Esto no nos arredró, pues, tras sufrir el típico bloqueo inicial, decidimos gozar de la oportunidad que se nos brindaba, de visitar los clásicos de siempre. Primero nos encaminamos a visitar a la gemela de la “Gioconda” que nos dejó maravilladas, por la delicada suavidad de sus facciones, el colorido vibrante, y la belleza de la obra, que nos sonreía pícara desde su marco(una obra de arte también). Como se marcha al Louvre hasta Diciembre, nos sentimos privilegiadas de haberla podido contemplar.

Tras estar un buen rato disfrutándola, hablando de si podía ser una hija de la original, o de si la mano del maestro estaba presente en algunas partes del bellísimo retrato, cosa en la que había bastante unanimidad, subimos a la planta de nuestros queridos maestros de siempre, y nos dedicamos a disfrutar un poco aleatoriamente de Tintoretto y su Lavatorio de pies,obra maestra del veneciano, que capta la perspectiva como pocos; de las salas del Greco, cuyos lienzos, recién restaurados estaban asombrosamente solitarios, sin visitantes en su sala y del Maestro entre maestros, así con mayúsculas, pues no merece menos don Diego de Silva y Velázquez. Su prodigiosa captación, tanto de la atmósfera como de la psicología de sus personajes, de los que hace una cuidada introspección, la delicadeza empleada en los retratos de bufones, y su desmitificación de los héroes mitológicos…y su asombrosa modernidad en los “Jardines de Villa Médicis” en los que ya prefigura algo del impresionismo, nos dejaron sin habla.

Pese a la decepción inicial de no poder visitar la exposición del Hermitage, sentimos que la tarde había estado igualmente aprovechada. No siempre se tiene la suerte de tener tan para uno las salas de los pintores que han conformado de los capítulos más gloriosos de nuestra historia del arte.

Nos despedimos satisfechas, quedando emplazadas para ver el Hermitage, eso sí, otro día y previo pago de sus 12 euros de importe. Y es que la inversión en el conocimiento del arte es siempre la inversión en un valor seguro. ¡Hasta pronto!

de artealinstante. Curiosidades, biografías, exposiciones, arte a golpe de clic Publicado en Uncategorized

PROGRAMA TERCER TRIMESTRE ARTE AL INSTANTE

Cuando llega el tercer trimestre nos invade un optimismo diferente. La alegría de la primavera parece insuflarnos una mayor energía, unas ganas renovadas de hacer cosas, junto a un deseo de estar más en las calles de nuestra siempre bulliciosa ciudad.

Los Parques de nuestra ciudad respiran de otra manera, y nos inundan de sus olores fragantes( ayer me ocurrió al pasar delante del Jardín botánico), y da menos pereza el hecho de arreglarse para salir.

Hoy he estado trabajando en el Programa del Tercer Trimestre, aunque hay tres tertulias que me gustaría realizar, y que se me han quedado en el tintero…ya os iré avanzando de qué se tratan. Para tenerlas podemos repetir en Pinch- Arte, donde ya nos conocen y estuvimos tan a gusto.

Pues ahora mismo las subo aquí, para que les vayáis echando un vistazo.

Disfrutad a tope del fin de semana. Os mando un enorme abrazo desde aquí. Sin vosotras esta maravillosa aventura de Arte al Instante no sería posible, ¡Gracias a tod@s!

PROGRAMA ARTE AL INSTANTE

de artealinstante. Curiosidades, biografías, exposiciones, arte a golpe de clic Publicado en Uncategorized