EL NEOCLASICISMO NORTEAMERICANO

Hoy viajamos al otro lado del charco, para hacer una semblanza del arte que allí se hizo. Empecemos:

En el terreno artístico Estados Unidos también quiso romper con su pasado colonial. Fue sobre todo en la arquitectura civil donde logró su propósito, gracias a la adopción del estilo neoclásico de finales del siglo XVIII.

america1

El Capitolio de Washington. En el origen el edificio era más austero. Después del incendio de 1814 se dió mayor volumen a la cúpula, circundada por columnas corintias, y sobre la linterna fue erigida una estatua de la Libertad.

Thomas Jefferson se apasionó por la arquitectura romana desde su visita a la Maison Carrée de Nimes. A su regreso, hizo coronar con una cúpula a su villa de Monticello y le añadió un pórtico dórico. Trazó personalmente los planos de Richmond, sede provisional de la capital.

america3

El Capitolio de Richmond, en Virginia. Fue construido en 1785 según los planos de la Maison Carrée de Nimes que envió Thomas Jefferson, en aquel momento embajador en Francia, seducido por el arte romano.

El francés Pierre L´Enfant fue el encargado de diseñar la ciudad de Washington, donde el británico Henry Latrobe construyó las salas de la rotonda del Capitolio.

america5

La cúpula del Capitolio. Su armazón de hierro de casi 60 metros de altura fue una verdadera proeza técnica. 1830. Charles Bulfinch, Washington.

Otros arquitectos franceses, perseguidos por la revolución, participaron en la adaptación de aquel estilo: Etienne Hallet, Maximilien Godefroy, Jacques Ramé y los hermanos Joseph y Charles Mangin fueron los más célebres.

america2

La residencia de Monticello, propiedad de Jefferson y remodelada por el mismo desde 1768 hasta 1809, atestigua el paso hacia el neoclasicismo.

america4

El primer Banco de Estados Unidos, edificado en la calle 3 de Filadelfia. De estilo neoclásico, presenta frontón y pilastras. 1799. Birch & Son. The Granger Collection. New York.

El neoclasicismo gustaba de la escultura de mármol de inspiración clásica y Estados Unidos, que en aquellos momentos buscaba héroes a su medida, necesitaba escultores para plasmar su imagen.

Otro francés, Jean-Antoine Houdon, fue escogido por Jefferson para realizar el busto de Washington. Tras éste inmortalizó también al propio Jefferson.

jef

was

Bustos de Jefferson (arriba) y Washington, (abajo) por Houdon.

Una época vital, para empezar la globalización, si podemos llamarla así, del arte y sus manifestaciones por igual en cualquier rincón del mundo, propiciada también por la cada vez mayor facilidad de viajar y


a lo largo del mundo.

¡Espero que os haya gustado!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s