LA EXTRAORDINARIA EPOPEYA DEL CULTO A LAS RELIQUIAS CRISTIANAS

Aunque han caído en desuso y su culto ha disminuido considerablemente, las reliquias de los santos fueron, a partir de la Edad Media, objeto de una extraordinaria epopeya.

reliquias1

Su presencia en numerosas iglesias europeas recuerda estos acontecimientos poco corrientes.

El origen del culto a las reliquias se remonta al principio del cristianismo, con la muerte de los primeros mártires y de los primeros santos.

Su función era triple: eran un testimonio concreto del ejemplo de una vida recta y virtuosa a imitar o seguir, poseían un poder espiritual y energético capaz de provocar milagros (se creía que el poder de los santos milagrosos se mantenía a través de sus reliquias) y, con el transcurso del tiempo y la creación del curioso fenómeno de las indulgencias, proporcionaba indulgencias a quien las poseía.

Rápidamente, debido a la demanda creciente de reliquias, intermediarios poco escrupulosos se pusieron a inventar reliquias, ayudados por la Iglesia, que, por razones políticas, canonizó a numerosas personas que no lo merecían.

reliquias2

Esto creó situaciones absurdas, si consideramos que todas las reliquias son verdaderas; María Magdalena tendría seis cuerpos y San Biagio (San Blas) unos cien brazos.

reliquias3magdalena

Estos excesos causaron desconfianza en las reliquias, y, poco a poco, su culto cayó en el olvido, aunque se sigue practicando en la actualidad: muchos son los que creen  que la verdadera reliquia de un santo tiene poderes energéticos y espirituales.

reliquias4sanblas

¿Qué podemos decir del peregrinaje que sigue los pasos del Padre Pío en Italia?

reliquias5padrepio

Existen unas 50.000 reliquias diseminadas por toda Europa que provienen de unos 5000 santos.

Cabe destacar que la mayoría de las demás religiones del planeta veneran también, o han venerado reliquias.

¡Confío en que os haya resultado interesante!